Fue, sin duda, la conferencia de prensa más esperada de Hugo López-Gatell. Y es que se sabía que el funcionario federal tendría una respuesta a las bravuconadas de Javier Alatorre quien ayer, en su noticiero, pidió desobedecer las indicaciones sanitarias del Gobierno de México.

Sí, muchos nos estábamos comiendo las uñas.

López-Gatell se ha caracterizado por su trato amable. Por siempre contestar de forma muy políticamente correcta. Nunca, casi nunca se enoja.

¿Qué respondería Gatell al golpeteo de TV Azteca? ¿Sería agresivo como lo han sido los medios con él? ¿Hablaría de qué?

[Ruidos de uñas masticándose]

Fue solo a la conferencia. No hubo ningún invitado. Y como siempre, comenzó explicando las gráficas, los números. Tardó en eso 38 minutos. Se explayó. Contó una anécdota. Narró el caso de una compañera médica. Ahondó en cómo afecta el Covid-19 en los casos graves.

Una cátedra, como siempre.

Pero un montón de mexicanos no estaba como para explicaciones amplias. Quería escuchar la respuesta. Desesperaba por saber ¿cómo le respondería Gatell a Alatorre?

Y fue que comenzaron las preguntas. Y la segunda fue sobre el tema

¿Qué dijo Gatell?

En lugar de referirse a Javier Alatorre, habló con más miras altas. Dijo que él, las cifras que da, los datos que analiza, y todo lo que comunica, no es una cosa de él solamente, sino que:

“Este trabajo representa el esfuerzo, en principio de todo el gobierno federal, no sólo la Secretaría de Salud. Y en síntesis, representa el trabajo de todo el país, de todo el sistema nacional de salud”.

Así, con esas palabras llenas de humildad, la respuesta estaba dada. El nocaut era evidente a quienes se dedican a atacar y desacreditar a los trabajan colectivamente para salvar al país. Con eso ya era suficiente. Pero Gatell fue más allá.

Dijo que las críticas que hacían desde ciertos medios no eran a él, sino al esfuerzo de miles de mexicanos que realizan, todos los días, un trabajo enorme y gigante para evitar que los efectos negativos del Covid-19 sean más grandes.

Mencionó las unidades de donde salen los datos. Agradeció a los médicos. Al personal de salud. A la gente que está ahí, en una especie de línea de guerra, combatiendo la pandemia.

Y terminó fuerte, brutalmente fuerte:

gracias a todo este personal -profesionales de la salud- es que aquí podemos venir cada noche a mostrar el trabajo de todas y todos ellos. En ese sentido, la función que cumplo aquí de siete a ocho de la noche, pues es un honor, porque le estoy dando voz a centenas de miles de profesionales de la salud en todo el país, en cada uno de los estados”.

Así, con un agradecimiento a todos los que están luchando contra la pandemia, es que Hugo López-Gatell calló a Javier Alatorre y a la prensa golpista que todos los días critica con mentiras y tendenciosamente a quienes están haciendo sus trabajos en el sector salud.

Y se los dijo de forma amable. Como es López-Gatell. 

Sí, les dio una cátedra de ética.