La Secretaría de la Función Pública (SFP) informó la tarde de este martes que las cuentas “ocultas” de Luis Videgaray Caso, ex titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) y de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) en el sexenio de Enrique Peña Nieto, sí tenían saldo durante el periodo en que el ex funcionario tenía la obligación de informar.

“Las cuentas que ocultó en su declaración sí son cuentas bancarias. Sí contaban con saldos durante el periodo que tuvo la obligación de informar. La omisión de reportar saldos en cuentas constituye una falta administrativa grave, que vulnera la integridad y la ética en el servicio público, y ésta fue reiterada durante los años señalados”, dijo la autoridad en un comunicado.

Luis Videgaray. Foto: Especial.

La SFP inhabilitó al ex funcionario por 10 años, lo que le impedirá ocupar cargos públicos y contender a puestos de elección popular durante ese periodo “por acreditarse la falta de veracidad en sus declaraciones patrimoniales de tres años consecutivos, cuando se desempeñó en las más altas funciones del Gobierno federal”.

Por este motivo, el ex funcionario anunció públicamente que impugnará la determinación de la dependencia.

“Es deber de todos los mexicanos apoyar la lucha contra la lucha contra la corrupción que encabeza el Presidente Andrés Manuel López Obrador. En mi caso lo haré impugnando la resolución por la vía institucional, con pleno respeto a la Secretaría de la Función Pública y sin litigar el asunto en los medios de comunicación o en las redes sociales”, informó en un comunicado.

La SFP le respondió a Videgaray con otro comunicado en el cual hizo algunas precisiones respecto a lo dicho por el ex titular de la SHCP.

1.- Las cuentas que ocultó en su declaración sí son cuentas bancarias.

2.- Sí contaban con saldos durante el periodo que tuvo la obligación de informar.

3.- La omisión de reportar saldos en cuentas constituye una falta administrativa grave, que vulnera la integridad y la ética en el servicio público, y ésta fue reiterada durante los años señalados.

4.- Para la inhabilitación por 10 años se aplicó la LFRASP (Ley Federal de Responsabilidades Administrativas de los Servidores Públicos) en un procedimiento sancionador administrativo culminado; no se trata de una mera acusación.

5.- Damos la bienvenida a la impugnación anunciada, donde defenderemos la legalidad y pulcritud de nuestra sanción.

Esta infracción tuvo lugar entre 2015 y 2017, cuando Videgaray “se desempeñó en las más altas funciones del Gobierno federal”, como Secretario de Relaciones Exteriores (2017-2018) y de Hacienda y Crédito Público (2012-2016).

La Secretaría de la Función Pública, encargada de combatir la corrupción en la Administración, dijo que Videgaray fue notificado de la sanción el pasado 11 de mayo, pero no se había informado al respecto debido a las elecciones intermedias del pasado domingo.

La Función Pública comenzó a investigar el patrimonio de Videgaray en junio de 2019 luego de conocerse “su posible participación” en la compra irregular de la planta de fertilizantes Agronitrogenados por parte de la petrolera estatal Pemex, la cual “ocasionó un millonario daño patrimonial al Estado”.