La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) reveló que detectó un fraude fiscal al Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) por 5 mil millones de pesos a través de transferencias para la rescisión de un contrato con la empresa Telra.

El titular de la UIF, Santiago Nieto, señaló que mediante Telra se hicieron transferencias internacionales a cuentas en Estados Unidos por una suma de 19.1 millones de pesos.

“Fue recientemente hecho del conocimiento un fraude importante al Infonavit que abarcaba más de 5 mil millones de pesos, donde hubo una serie de transferencias para efecto de que el Infonavit pagara por la recisión de un contrato por 5 mil millones de pesos a una empresa de nombre Telra. A partir de esas empresas se empezaron a hacer transferencias internacionales a cuentas de Estados Unidos por 19.1 millones de pesos”, indicó.

El funcionario agregó que se está en presencia de un caso de “defraudación de naturaleza fiscal con independencia de la corrupción política y con independencia del peculado”.

Explicó que, por otro lado, se hizo una transferencia a una empresa fiduciaria en la que hubo una transferencia a Suiza y, desde Estados Unidos, se mandaron recursos a Reino Unido por 49.1 millones de dólares, además de las transferencias a nivel local de 2.09 millones de pesos y 7.8 millones de pesos.

“Es importante relatar cómo este modelo permitió fiscalmente un problema en cuanto a los mecanismos e incumplimiento de las leyes en materia de pago de impuestos”, dijo.

Por ello, el funcionario dio a conocer que, fiscalmente, esta empresa en 2014 aparece con cero pesos en sus declaraciones, en 2015 con sólo 8 pesos y, sin embargo, “había recibido importes por 5 millones de pesos en sus transferencias”.

Para 2016 declaró 2 mil 198 pesos y recibió 18.7 millones de pesos y retiró por 19.7 millones; en 2017 declaró ingresos por 3 mil millones de pesos y en 2018 por mil 900 millones de pesos sin que se reportara directamente al Servicio de Administración Tributaria (SAT).