Mintieron afirmando que el gobierno compraría un Estadio de beisbol. También publicando que el gobierno compraba material médico desechable contra el Covid-19. Y hoy, el diario Reforma alarma a sus lectores, victimizándose por haber recibido supuestamente una amenaza por haber publicado una nota crítica del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

En primera plana, el diario Reforma publicó que un hombre que supuestamente dijo ser integrante del Cártel de Sinaloa advirtió al diario por haber sobrepasado la línea en sus críticas al Presidente  López Obrador. Por lo cual amenazó con “volar” el edificio del periódico “si no corrige”.

“Todo el Cártel de Sinaloa está con Andrés Manuel López Obrador”, señaló. “Es en serio: ya están sobrepasando la línea” dijo el hombre.

Según el periódico Reforma en la nota que nadie firma, la supuesta amenaza fue realizada por teléfono a las 8:42 horas de ayer por una persona “con acento bajacaliforniano” que se identificó como “Diputado federal de Lozoya”.

En su paranoia, el diario Reforma ata los cabos sueltos de la manera más facilona: como la llamada fue hecha por un hombre con acento bajacaliforniano y como esa entidad es gobernada por el morenista Jaime Bonilla, todo cuadra, es alguien de Morena o vinculado al Presidente, quien hizo esa llamada.

“Por los datos registrados en REFORMA de la llamada, se detectó que ésta se realizó de un teléfono de Mexicali, Baja California, entidad gobernada por el morenista Jaime Bonilla” se lee en la nota.

De acuerdo con el diario capitalino, el hombre hizo su reclamo por un video subido al sitio web de reforma.com en el que “se muestra una línea de tiempo con las declaraciones que hizo AMLO pidiendo tomar con calma el Covid-19, la evolución de contagios y las muertes por el virus en el país”.

“Su empresa subió un video denigrando, vaya, casi burlándose del Presidente de la República”, exclamó. “Por eso hacemos esta llamada, porque esto que están haciendo ya, ya, sobrepasó la línea” les dijo el sujeto según Reforma.

Y después el hombre pidió darle este mensaje al Jefe de Redacción, advirtiéndoles que si no lo hacían, irían a “leerle la cartilla”.

“Dígale que no esté difamando al Presidente de la República, que no esté traicionando a la Patria porque, si no, las oficinas de ahí de su pinche periódico -así dígaselo- las vamos a volar”, fue la amenaza que lanzó el hombre según Reforma.

De manera inexplicable, en la historia novelesca del Reforma, el sujeto se asume como priista. 

“Nomás dígales lo que le dije: es la última vez que suben algo de él (AMLO). Porque somos priistas”, continuó, alertando antes de colgar que “faltan pocos días” reporta Reforma.

La nota de Reforma remata con dos párrafos en los que, como si fuese un trofeo, presume el ataque realizado en julio del 2012 por el crimen organizado a tres ediciones suburbanas de su periódico en Nuevo León,  El Norte, especialmente el realizado en su “Edición Sierra Madre”, en la cual un comando armado ingresó a las oficinas, amagó a un guardia, roció gasolina en la recepción y le prendió fuego.

La guerra contra AMLO

En febrero de este año, en una reunión en las instalaciones del Grupo Reforma ante sus consejeros editoriales y equipo de reporteros, el dueño de este impreso, Alejandro Junco de la Vega, comparó al Gobierno de Venezuela con el de Andrés Manuel López Obrador, y aseguró que México está perdiendo libertades.

No mencionó al Presidente por su nombre, pero se refirió a él en varias ocasiones mediante las acciones que ha emprendido su administración para desterrar la corrupción en el sector salud, como la compra consolidada de medicamentos o la cancelación de la reforma educativa.

El mensaje fue transmitido el 27 de febrero pasado en la plataforma digital de Youtube del Grupo de Reforma.

Para exaltar el ánimo de sus trabajadores, el empresario les puso —al principio y final de su mensaje—  Va, pensiero, del tercer acto de Nabucco, la obra judía de Giuseppe Verdi, que narra el exilio hebreo en Babilonia tras la pérdida del Primer Templo de Jerusalén. 

Les explicó que la obra fue cantada por esclavos en cautiverio, porque es  una canción de “añoranza, dolor y también de compromiso”,  que se convirtió en el segundo himno de los italianos durante la ocupación austríaca en  las regiones de Lombardía, Véneto, Toscana y Parma. 

“El compositor reúne en este himno dos grandes fuerzas que habitan en el ser humano: la libertad, el amor”, dijo. 

Y enseguida comparó a Venezuela con México: “Los venezolanos pagan con sufrimiento, desorden, desabasto, pobreza, la pérdida de su libertad. Cambios pequeños que en su inicio parecían de poca importancia, detalles mínimos sumados compusieron una imagen completa. Ustedes la han visto, pueblo en penuria, generales en abundancia”.

Siguió con su mensaje: “¿Podría alguien adoptar como suyo el himno de Verdi si por ejemplo la libertad de asociarse para defender principios ideológicos fuera satanizada por el líder político? ¿Se perdería libertad de acceder a la salud al imponer un sistema centralizado donde se atiende primero a los miembros de cierto partido? ¿Se perdería libertad de que nuestros hijos reciban clases de los mejores maestros si se privilegiara las canonjías sindicales?”.

Junco de la Vega comparó a sus trabajadores con esos esclavos que anhelan la libertad, y con aquellos filósofos estoicos que aseguró, “no se formaban una opinión y luego rechazaban datos que la contradijeran”.

“Hoy aquí, siglos después, consejeros y periodistas estoicos se reúnen con el propósito de generar información de calidad que alimente decisiones de calidad en la búsqueda de una mejor experiencia de vida”, dijo el empresario. 

Y recalcó: “Su trabajo, su trabajo le dará voz al ciudadano, cantará por su libertad, una canción emanada de gente que conoce el sufrimiento, aspira a una mejor patria, teniendo todos en común un derecho natural a nuestra libertad y a respetar y a habilitar las de los demás, sin ser privadas de esta por movimiento alguno”. 

Junco de la Vega arengó a su equipo de periodistas a darle a la gente en “qué pensar”, que no se limiten a ser “simples cronistas”, sino que iluminen “cualquier proceso que disminuya libertad, conlleve disfunción o esclavitud”.

“Su luz, la del entendimiento, abrirá conciencias, promoverá cambios positivos, frenará abusos alineando la información a las fuerzas más potentes que mueven al ser humano. Amor por nuestra comunidad, por una vida digna, amor por nuestros semejantes”, exclamó. 

Y ya para rematar su mensaje, el empresario les otorgó el título de soldados que deben defender la libertad y el amor.

“Esta institución, nuestra comunidad agradece su amor a la patria, la conquista diaria de nuestra libertad. A partir de ahora ustedes son soldados de dos grandes fuerzas que desde hace siglos reconoció en la música Giuseppe Verdi”.

El mensaje no pasó inadvertido para decenas de internautas, que cuestionaron el tono y la calidad moral del empresario. Recordaron como es que Alejandro Junco de la Vega y su hermano, Rodolfo Junco de la Vega, intentaron asesinar a su padre, llamado también Rodolfo Junco de la Vega, de acuerdo con un video en que el anciano,  relata cómo sus hijos lo despojaron de todas las acciones que éste poseía como copropietario de los periódicos El Sol y el Norte de la ciudad de Monterrey.

“Es verdaderamente increíble escuchar tanta sandez, 1.- Cualquier cosa que diga no tiene valor viniendo de un personaje amoral, un despiadado que despojó a su propio padre de su patrimonio, lo único que se le reconoce es que acepta ese hecho cuando dice cosas que no se otorgan se conquista como él con su padre, que no solo le conquistó, le arrebató el patrimonio, 2.- Un millonario hablándole a millonarios o esbirros de millonarios de conquista de libertad… El país ha sido de ellos y han hecho con el lo que les place por década… Hasta ahora”, escribió uno de los internautas.

Junco de la Vega es  dueño además de las filiales de Reforma en Monterrey y Guadalajara, llamados El Norte y Mural respectivamente. Desde las elecciones presidenciales del 2006, Andrés Manuel López Obrador ha identificado a Reforma como parte de la prensa conservadora que se niega a abandonar sus privilegios y como un aliado de los gobiernos de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto que le antecedieron.

En lo que va de la actual administración, el presidente ha tenido que desmentir en repetidas ocasiones —durante sus conferencias matutinas— diversas  noticias falsas que ha publicado Reforma en primera plana.

En una de sus conferencias, Andrés Manuel enunció  de manera abierta sus diferencias con el diario, las cuales dijo, son ideológicas. 

“Mis diferencias con el Reforma son fundamentalmente por su postura conservadora. Es un periódico que surge en el gobierno de Salinas, que ha procurado no tocar a Salinas, que no cuestionó el saqueo del periodo neoliberal, que simuló que combatía la corrupción, señalando y acusando a funcionarios menores, a chivos expiatorios, que ayudó en el fraude electoral. Esas son nuestras diferencias con el Reforma”.

Hernán Gómez Bruera señaló en una de sus columnas para El Universal que Reforma extravió su rumbo cuando decidió poner al frente de su dirección editorial a Juan Pardinas, un hombre ligado fuertemente a las cúpulas empresariales y abierto simpatizante del ex candidato del PAN a la Presidencia de México, Ricardo Anaya. 

Gómez Bruera apunta además que Reforma no puede lograr la credibilidad que requiere si enaltece a una clase política empresarial que vive en opacidad mediante el Suplemento Club —uno de los que le reporta mayores ingresos—y celebra el clasismo, la  pigmentocracia y privilegios no meritocráticos “propios de nuestro mirreynato”.

Nadie les cree

Los usuarios de redes sociales han expresado su rechazo e incredulidad ante lo publicado por el diario Reforma respecto a una supuesta amenaza en su contra por publicar una noticia crítica al Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Estas son algunas de las reacciones: 👇