El director de cine, Michel Franco, está en medio de la controversia al ser señalado por muchos de integrar sus películas principalmente por personas de piel blanca, especialmente ahora, con el lanzamiento de su más reciente largometraje “Nuevo Orden”.

En una rueda de prensa, Franco aseguró que, aunque no tiene redes sociales, se enteró de los señalamientos y las acusaciones de “whitexican” en su contra, a lo que respondió que “alguien que acusa de racismo y está creando esos términos está siendo profundamente racista”.

La película, que se estrenó en cines el pasado 23 de octubre, es protagonizada por Diego Boneta, Mónica del Carmen, Darío Yazbek, Naian González Norvid y Fernando Cuautle.

Relata una historia situada en la Ciudad de México, en un momento en que la brecha entre clases sociales está más amplia que nunca.

Ahí, una boda de la alta sociedad es interrumpida por un grupo de personas de clase baja que forman parte de un levantamiento irrumpen de manera violenta, tomando como rehenes a los asistentes.

Entonces la trama se centra en un golpe de estado por parte de las clases sociales menos desfavorecidas, presentando lo que podría ser un México lleno de caos en un futuro distópico.

Hasta aquí, pudiera ser que la cinta, realizada con el Estímulo Fiscal a Proyectos de Investigación en la Producción y Distribución Cinematográfica Nacional (Fidecine), fuera una propuesta que realmente invitara a la reflexión en los espectadores.

Sin embargo, lo que predomina es la estigmatización y el discurso negativo que refleja hacia los más desfavorecidos y a los disidentes de la derecha de nuestro país. “Los pobres vengándose de los ricos en un México sin orden”.

Durante la historia se ve cómo los pobres, son presentados como seres salvajes, violentos y rencorosos que atacan de manera violenta a la derecha mexicana, a los ricos, a las familias bien acomodadas.

Esto, en un momento en el que existen movimientos como el Frente Nacional Anti AMLO (FRENAAA) puede ser sumamente delicado, y fomentar más los discursos de odio, violencia y discriminación

Pero eso no es todo, sino que el color principal con el que se asocia a los seres salvajes y agresivos es el verde, color con el cual se asocia al movimiento feminista Marea Verde, lo que también podría aportar a la estigmatización hacia los manifestantes que hoy en día defienden sus propias causas.

Reacciones en redes sociales

Desde que el tráiler de Nuevo Orden fue lanzado en redes sociales, las reacciones de los usuarios no se hicieron esperar, criticando la manera en que la historia refuerza los estereotipos a los que se ha luchado tanto por combatir.