El diario The New York Times inventó una gran mentira en un reportaje y hoy el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell se encargó de desmontarla en su conferencia de las 7 de la noche en Palacio Nacional.

Luego de la exposición de las cifras más actualizadas sobre la situación de la pandemia de Covid-19 por parte del director general de Epidemiología, José Luis Alomia, el doctor López-Gatell abrió la sesión de preguntas y respuestas a la prensa y la primera de ellas, de una periodista, abordó “la bomba periodística” que a lo largo el día fue replicada por la mayoría de los medios tradicionales de comunicación.

Ante el cuestionamiento, López Gatell lo primero que hizo fue precisar que la pregunta de la reportera, así como estaba planeada, se podría considerar infodemia, pues daba por hecho datos que eran incorrectos.

El subsecretario aseguró que lo publicado por The New York Times tiene varios hoyos de información y los datos fueron interpretados de forma parcial y descontextualizada, sin conocer la metodología del gobierno sobre el Semáforo Alerta Covid-19.

“Yo creo que hay varios hoyos de información en ese reportaje, indudablemente tomaron información parcial, la interpretaron sin un conocimiento correcto de la situación, de los múltiples mecanismos que tenemos de trabajo para hacer la calificación del semáforo”.

López-Gatell también desmintió la información del medio estadounidense sobre un supuesto “distanciamiento” con la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, pues es completamente falso e inclusive, una parte de su equipo de trabajo está incorporado al comando que  tiene el gobierno capitalino para enfrentar al covid-19 en la ciudad más poblada del país.

“Platicamos diariamente con la Jefa de Gobierno. Diariamente. Nuestro grupo de trabajo está incorporado al comando operativo Covid-19 de la Ciudad de México que se reúne todos los días a las 10 de la mañana. Evaluamos conjuntamente la situación. Entonces, entre las múltiples imprecisiones de esa nota, incluye una visión de que la jefa de gobierno va por su cuenta y el gobierno federal va por su cuenta. No es así”, indicó el funcionario federal.

Pero el dato más revelador  y que echa abajo completamente el reportaje de “múltiples imprecisiones” realizado por la periodista Natalie Kitroeff, fue el que todo reportero asiduo a las conferencias del subsecretario sabe: la información sobre contagios, defunciones, y personas hospitalizadas presentados por el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, no procede de oficinas federales, sino que son proporcionados por los gobiernos estatales que, dicho sea de paso, son también autoridades sanitarias.

“Otra de las imprecisiones de esta nota incluye la idea de que la Ciudad de México no podía funcionar porque no tenía información y no es así, la información que tiene el Gobierno federal procede de CDMX y reaccionó muy bien”, aseguró López-Gatell.

Esto desmiente lo presentado por la periodista del The New York Times, quien aseguró en su reportaje que el doctor López-Gatell había “engañado” al gobierno de Claudia Sheinbaum y a los capitalinos, ocultando datos, lo cual supuestamente había provocado que las autoridades capitalinas no reaccionaran porque, en teoría, no tenían información.