Contactanos

 

Opinión

El saqueo de la farándula mexicana en tiempos de Peña

Fue con Enrique Peña Nieto que los “artistas de la farándula” tomaron un papel relevante por su relación con funcionarios y políticos.

El ejemplo más claro fue el montaje entre Televisa y el PRI para colocar a una popular actriz de telenovelas en el papel de novia y esposa del candidato a la presidencia de México. Hay que recordar que alrededor de la campaña presidencial tricolor hubo una costosa campaña de mercadotecnia para posicionar a Peña Nieto como guapo, exitoso y con una actriz a su lado en el papel de pareja feliz.

En sexenios anteriores los funcionarios y políticos se relacionaron con artistas del espectáculo, pero por lo general fueron cuestiones muchísimo más discretas. Al presidente Díaz Ordaz se le relacionó con Irma Serrano, “La Tigresa”; a José López Portillo con quien después sería su esposa, la vedette Sasha Montenegro; a Carlos Salinas de Gortari con la actriz de telenovelas Adela Noriega.

Sin embargo, Enrique Peña Nieto rompió las “formas” en que se conducían estos asuntos. Hubo toda una estrategia mediática/televisiva y seguramente se le pagó a una intérprete que ocupara el papel de primera dama. Eso jamás había sucedido. Nunca.

Ese involucramiento de la farándula en el gobierno tiene como consecuencia el que diversos artistas, vedettes, conductores e influencers se sumaron al saqueo organizado al que se acostumbró el séquito del presidente Peña Nieto.

Recordamos bien que en los viajes de trabajo presidenciales -en el lujosísimo avión que le compró Felipe Calderón a Peña Nieto- la actriz Angélica Rivera, conocida como la Gaviota, se hacía acompañar de sus amistades, peluqueros, maquillistas, familiares, mascotas, etcétera. Las revistas y programas dedicados a la trivialidad del mundo del espectáculo mexicano se dieron vuelo con sus reseñas en donde contaron los lujos y excesos de los “artistas”.

Hace unos días se giraron órdenes de captura contra la conductora de uno de esos programas del espectáculo, Ines Gómez Mont, quien casualmente es sobrina del ex secretario de gobernación de Felipe Calderón, Fernando Gómez Mont Urueta.

Inés está acusada, junto con su esposo, de delincuencia organizada con fines de lavado de dinero, operaciones con recursos de procedencia ilícita y peculado por más de 3000 millones de pesos

Tan sólo en un caso de los muchos que seguramente hay. Uno de 3000 millones de pesos, probablemente saqueados por una conductora de televisión y su marido.  ¿De qué tamaño fue la piñata de los artistas?

Javier Cravioto Padilla

CDMX 1962. Filósofo, escritor y columnista. Autor de "Los que se fueron, los que llegaron" de Editorial Abismos. http://losquesefueron.com

Click para comentar

Deja un comentario

Facebook




Suscríbete a Polemón por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 1,250 suscriptores

Támbien te puede gustar

Taim-Lain

El alcalde de Ciudad Madero, Adrián Oseguera, dice estar preparado para “defender a las y los tamaulipecos”, de cara a los comicios próximos. “No...

LMDP

“Duró más que Lozano en la COPARMEX”, escribió en su cuenta de Twitter la periodista María Scherer, con una dedicatoria especial para el ex...

LMDP

La conductora de TV Azteca publicó en Twitter una imagen de la escultura “La joven de Amajac” que reemplazará a Cristóbal Colón en el...

LMDP

La conductora de televisión, Inés Gómez Mont,  confirmó la existencia de órdenes de aprehensión en su contra y de Víctor Manuel Álvarez Puga, su...