Contactanos

 

Opinión

El día en que la oposición aplaudió a quien agredió a los mexicanos

El odio que los de oposición le tiene a Andrés Manuel López Obrador los lleva a cometer excesos.

Los hechos son simples.

México, con esa fuerte y tenaz tradición de defender a las personas que están en peligro de ser asesinadas por cuestiones políticas, decidió asilar en su embajada en Bolivia a varias personas que pertenecieron al gobierno de Evo Morales. Personas valiosas, ministros, gente que durante años se dedicó a sacar a ese país de la miseria.

Con el golpe de Estado, el nuevo gobierno emanado de éste decidió iniciar una persecución contra todos los opositores. En un tiempo impresionantemente rápido, giraron órdenes de aprehensión por delitos ridículos.

La intención no es “castigar” delitos (que son inventados), sino encarcelar o incluso asesinar a quienes son hoy la oposición en Bolivia.

Contra esos excesos, y siguiendo todas las normas diplomáticas, México asiló a los perseguidos, e hizo los trámites para que les fueran otorgados salvoconductos y se pudieran asilar en México o en otros países.

El gobierno de Bolivia, violando toda norma diplomática, no otorgó los salvoconductos y en su lugar comenzó a acechar al cuerpo diplomático mexicano en Bolivia. Montó operativos policiacos afuera y todos los días y a todas horas hay gente intimidando, espiando.

Anuncio publicitario. Siga deslizando para continuar leyendo

Esto es un hecho preocupante y México ha mostrado su indignación, como se espera de un país como el nuestro.

La estrategia del gobierno boliviano es generar un conflicto con México y a partir de ahí, exaltar un nacionalismo exacerbado para que, en las próximas elecciones, ganar votos. Además, claro está, su objetivo es encarcelar o desaparecer a todos quienes fueron parte del gobierno de Evo Morales.

México ha mostrado una actitud valiente, y es digna de la tradición que durante décadas nuestro país ha ejercido.

Pero en Bolivia están enojados, y en su estrategia está contemplado el ataque verbal contra los mexicanos, nuestro país y nuestro presidente.

Así ha sucedido, y quien se ha encargado en este momento de hacerlo es Tuto Quiroga, un personaje siniestro que fue presidente de aquel país antes de Evo Morales, y que representa a la oligarquía que, vía la corrupción, pretendió vender la riqueza de Bolivia.

Este personaje ayer atacó a México, a los mexicanos y a AMLO. Dijo que éramos un país que obedecíamos a Estados Unidos y afirmó que el Presidente que nosotros, los mexicanos, habíamos elegido, era un “cobarde matoncito” y “sinvergüenza”. Inmiscuyéndose en asuntos de nuestro país, pretendió decirnos qué debemos hacer y cómo debemos pensar.

Estas declaraciones, dichas de forma soez y agresiva, en lugar de indignar a los opositores a AMLO, se atrevieron a aplaudirlas, e hicieron de Tuto Quiroga un personaje digno de ser admirado.

Anuncio publicitario. Siga deslizando para continuar leyendo

Que los opositores aplaudan a Quiroga es un acto indigno. El odio que le tienen a AMLO los ciega, y los hace cometer estos excesos.

¿Acaso es digno que varios mexicanos alaben a un político extranjero que nos dice que somos unos miedosos y cobardes? ¿Acaso es digno que varios mexicanos hagan casi un héroe nacional a un extranjero que le llama “matoncito” a quienes elegimos y que ganó con una contundencia nunca vista?

La oposición está llegando a extremos preocupantes, pues el odio que le tienen a Andrés Manuel López Obrador los lleva a mostrar un odio al país y a su gente, al Estado, a todo lo que haga el gobierno.

Hoy, los de la oposición debe estar a la altura de las circunstancias, y entender que ellos no son gobiernos, y que como oposición deben ser responsables.

No es viable que hoy los opositores mexicanos se conviertan en golpistas, y peor, en golpistas apoyados por intereses extranjeros.

Es tiempo de apoyar al país, y los de oposición deben mostrar que tienen algo más que odio a AMLO.

Tuto Quiroga, tan se sintió apoyado y alabado, que retuiteó a buena parte de los críticos de AMLO.

Anuncio publicitario. Siga deslizando para continuar leyendo

 

Jorge Gómez Naredo
Escrito por

Profesor en universidad pública. Fundador, junto con Jaime Avilés y César Huerta, de la Revista Polemón.

10 Comentarios

10 Comentarios

  1. Avatar

    Solo yo

    27 diciembre, 2019 at 8:49 am

    Pues a mí me vale madres lo que digan los bolivianos del gobierno mexicano, si lo dijera algún país del G7 entonces me preocuparía, a diferencia de este pseudo-profesor de escuela pública, para mi gusto las relaciones diplomáticas de México deberían de centrarse en alianzas con potencias económicas y no en apoyar a los Sudacas!!!

    Aunque me borren, sé que es la verdad!!!!

  2. Avatar

    LAURA ALICIA MIRANDA GARCÍA

    27 diciembre, 2019 at 10:16 am

    COMO SIEMPRE LOS PANISTAS, BUSCANDO CON QUIEN ARRASTRARSE, AHORA ELIGIERON A LOS IMPERTINENTES TIRANOS, IGNORANTES ASESINOS, DE SU PROPIO PUEBLO, EL FRACASADO TUTA, QUIEN TENÍA A BOLIVIA SUMIDO EN LA MISERIA Y LA PROSTITUTA DISQUE PRESIDENTA DE BOLIVIA, TODOS MOSTRANDO LA BASURA QUE SON

  3. Avatar

    Manuel Cervantes

    27 diciembre, 2019 at 10:27 am

    El expresidente que quería privatizar el agua de lluvia y fue derrotado por Evo Morales dos veces -sí, dos veces- se pone a decirle de cosas a AMLO y los derechafas ya casi quieren hacer fiesta nacional jajajajaja. Quieren presentarlo como si “los bolivianos” fueran los que están opinando, mientras sólo se trata de este señor en la sala de su casa. Aparte los AMLO-haters bien entrados con lo que dijo este personaje mientras la “presidenta” se viste de Santa Claus. Ya caen en la ridiculez. Por lo pronto a AMLO y sus votantes nos hacen reír con sus osos.

  4. Avatar

    armando garcia lagos barba

    27 diciembre, 2019 at 10:35 am

    En este conflicto hay, como siempre, dos partes: gobierno de México y el gobierna de facto de Bolivia. La cosa es un tanto cuanto sencilla de conceptualizar. El gobierno de Bolivia actual es producto de un golpe de estado; el mexicano de un proceso democrático. Segundo, el gobierno de Bolivia ha violado innumerables leyes de su país: el mexicano ha actuado de acuerdo a principios internacionales, no se le puede negar. Lo demás es basura.

  5. Avatar

    Antonio Sierra Prado

    27 diciembre, 2019 at 11:47 am

    Es una ofensa para los Mexicanos y para el Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos AMLO., por los comentarios que hizo vía Tuiter, Tuto Quiroga un conservador corrupto que fue presidente de Bolivia y hundió en la miseria al pueblo, como los hicieran los ex-presidentes de México de los partidos del PRIAN, que en este momento andan que no los calienta el sol, y como ven burro estos políticos agarran viaje. La usurpadora Añes de la presidencia de Bolivia a EVO, que no termino su mandato por golpe de estado, y la supuesta presidenta interina ha dado licencia para matar a inocentes a la policía y a los militares los cuales mataron a 40 civiles aproximadamente. Añes es la responsable de esta masacre a los civiles del pueblo Boliviano, espero que se le castigue por irresponsable y por dar permiso para matar a los policías y al ejercito Boliviano sin fincarles delito.

  6. Avatar

    Heriberto Flores de Hoyos

    27 diciembre, 2019 at 12:07 pm

    Desde que tomó el poder, al presidente Evo Morales lo miden con otros estándares de los que se mide a los estadistas, y es entre otras cosas porque se trata de un indígena que se atrevió a mandar, a gobernar un país, y lo hizo con los mejores resultados. Si fuera europeo o estadounidense, Morales sería respetado como otros líderes que gestionaron aceptablemente y de manera democrática sus países, respaldados por el pueblo por muchos años. Lo hicieron, en diferentes formas de gobierno, Roosevelt en Estados Unidos, Mitterrand en Francia, González en España, o Angela Merkel en Alemania, diferentes todos ideológicamente, con mandatos largos refrendados por los ciudadanos. A ellos les dicen estadistas. A Morales —que logró mayor institucionalización del Estado, crecimiento económico, disminución de la desigualdad, incremento de la inversión y del consumo según todas las fuentes disponibles, en resumen, al mejor presidente de la historia de Bolivia— le llaman tirano o dictador. Aun en momentos complicados económicamente para el mundo como este, Bolivia crece y sigue disminuyendo la desigualdad; Bolivia es otra, mucho más próspera, de lo que era. Y en gran medida ha sido el cambio de expectativas de la nueva clase media lo que rearticuló y disminuyó la potencia del bloque transformador. Comenzaron a sentirse, a quererse, similares a una oligarquía que nunca ha dejado de verlos con desdén. Morales tuvo un gran único error: algunos dirán que llamar a referendo sobre la posibilidad de continuar; otros dirán que perder ese referendo; otros dirán que cambiar de opinión y presentarse a la elección después de litigar la posibilidad en el Poder Judicial. Pero cada mandato se lo ganó en elecciones con el respaldo popular, o sea que siempre ha sido un demócrata. El problema de fondo, sin embargo, no es sobre la decisión de Morales. Somos injustos si fundamos el problema de la sucesión en el poder durante un cambio de régimen solo en la decisión del líder. Es demandarle acción que corresponde a todo el bloque social que representa, y se les demanda porque todo mundo prefiere depositar la responsabilidad de decidir en otro sitio. Que el presidente no pueda formar potentes cuadros para gobernar con la misma efectividad y representatividad no es un problema del presidente —algo así me dijo Rafael Correa cuando le pregunté sobre el asunto, en un programa que se transmite hoy a las 8:30 de la noche por el Once. Se trata del dirigente indígena más importante de la historia, pero eso no importa a las oligarquías y a los sectores de las clases medias, las policías y los militares que utilizan. La legitimidad del golpe es una auditoría de irregularidades de la OEA que podría darnos risa por el número de actas irregulares a quienes vivimos el —ese sí— fraude de 2006. A diferencia de aquí, el presidente sí quiso reponer el proceso; a diferencia de aquí, el líder opositor fue demócrata y pacifista; a diferencia de la derecha golpista, el presidente Morales, gigante, decidió retirarse ante la injusticia y evitar una guerra civil en Bolivia. Decidió no defenderse del golpe. Mientras tanto, nuestra derecha festina que la paz y el orden democrático se rompan con la fuerza.

  7. Avatar

    César Adrián Ramírez Miranda

    27 diciembre, 2019 at 3:13 pm

    El Tuto Quiroga es congruente vocero de una camarilla golpista. No se podía esperar más.

  8. Avatar

    Ernesto Encinas

    27 diciembre, 2019 at 3:45 pm

    Para ser imbécil no es necesario estudiar. Hay quienes ya nacen con el doctorado, como este tipo llamado Jorge Quiroga, a quien, cuando hizo su entrada a este mundo, ya traía el certificado bajo su bracito.

  9. Avatar

    Teodomiro García P.

    28 diciembre, 2019 at 12:57 pm

    Con está oposición quieren reconquistar el poder en México, la cara del gobierno de facto de Bolivia, es la cara de la oposición en México, qué pobreza de políticos tenemos en prianprd.

  10. Avatar

    Lucio Marin Lara

    23 enero, 2020 at 4:37 pm

    Se esta generando tremenda presión al interior de la oposición ante la poca respuesta de la ciudadanía,que los está llevando a dirigir su recuperación del poder solo por la fuerza,y con el apoyo de los estados unidos,eso si da miedo sabiendo lo carniceros que son nuestros vecinos u nuestros mini comandantes.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Támbien te puede gustar

Taim-Lain

Este viernes falleció Rafael Elías, el analista político de derecha y ex asesor del expresidente Vicente Fox Quesada. Elías, conocido por su colaboración en...

UIP

Bajo la presidencia del calderonista Reyes Rodríguez Mondragón, “Latinus”, medio opositor al Presidente AMLO recibió miles de pesos del Tribunal Electoral del Poder Judicial...

Crónicas

No estaba Andrés Manuel López Obrador. Fue raro. He asistido a decenas de mítines y marchas y siempre ha estado él. Desde cuando el...

Taim-Lain

Desesperada por ir abajo en las encuestas y tener menos visibilidad en el arranque de su campaña presidencial, Xóchitl Gálvez Ruiz, candidata presidencial del...