La organización no gubernamental Artículo 19, que se asume como defensora de la libertad de expresión, ha sido denunciada por acosar a trabajadores de la Agencia de Noticias del Estado Mexicano (Notimex).

Quienes realizan las denuncias son los propios trabajadores de Notimex, quienes señalaron que la ONG dirigida por Leopoldo Maldonado ha llamado constantemente a reporteros para recabar “declaraciones críticas” contra la actual directiva de la agencia.

Explicaron que el “acoso” se da bajo el argumento de estar realizando un “informe” o “alerta” relacionado con el caso de la extrabajadora Ingrid Pamela Sánchez Pulido, denunciada ante la Fiscalía General de la República (FGR) por haber sido sorprendida grabando a otros trabajadores de la agencia sin su consentimiento, difundirlo en redes sociales y presuntamente por robar documentos.

“Están llamando por teléfono a algunos compañeros para solicitarles declaraciones contra la directora Sanjuana Martínez y la actual administración de Notimex”, explicó Luis Monroy, portavoz del Sindicato Independiente de Notimex (SiNotimex) que agrupa a más de un centenar de reporteros.

Monroy añadió: “Nos parece inaceptable y sumamente preocupante que una organización que se supone está para defender a los periodistas, ahora se dedique a acosarnos. No es la primera vez. El pasado mes de mayo también buscó declaraciones para elaborar un informe lleno de mentiras contra Notimex y Sanjuana Martínez”.

El pasado viernes trabajadores de Notimex se quejaron de estar siendo grabados por Ingrid Pamela Sánchez Pulido, videos e imágenes que después subió a las redes a través del Sutnotimex, sin su consentimiento y por tanto le solicitaron que la ex reportera explicara su proceder en una junta con la directiva donde todos dejaron sus celulares fuera del lugar.

Monroy explica que después llamaron a las autoridades para resguardar el aparato a fin de hacer un Acta Administrativa que consignara una conducta presuntamente constitutiva de delito que posteriormente fue denunciada ante la FGR y a continuación se le regresó su celular.

Añade:

Cuando Ingrid Pamela entró a la junta, ese hecho ya estaba siendo publicado por el Sutnotimex y a continuación llegaron varias personas a la sede alterna de la agencia. El primero se identificó como Juan Omar Fierro de la revista Proceso y otra persona que se identificó de Artículo 19 pero se negó a dar su nombre. Me dijo que estábamos violentando los derechos de una reportera por quitarle su celular, algo que es mentira porque ella dejó su celular afuera de la junta como todos. La que violentó nuestros derechos al grabarnos sin nuestro consentimiento, fue ella.

Monroy señala que cuando salió del edificio fue acosado y grabado por Juan Omar Fierro y su amigo el fotógrafo denunciado penalmente por Notimex, Alejandro Meléndez, mientras otros extrabajadores del sindicato lo insultaban y lo grababan.

“Esto es inadmisible. Estamos cansados de tanto hostigamiento. Vivimos una auténtica persecución ahora de parte de una ONG que se supone está para protegernos. Es perfectamente legal que Notimex tenga su sede alterna, según el artículo 935 de la Ley Federal del Trabajo. También que desarrollemos actividad laboral interna, porque existe solo una suspensión para nuestras transmisiones públicas y la agencia tiene un derecho legitimo de resolver laboralmente de emergencia sus problemas administrativos y editoriales”, dijo Monroy.

Por su parte, el reportero Alejandro Espinoza dijo que siente miedo de esta situación:

Mis compañeras y yo nos sentimos incómodos e intimidados debido a que afuera de las instalaciones estaban grabando videos y no sabíamos quiénes eran las personas que los estaban haciendo, además de que difundieron nuestros rostros y jamás se nos pidió autorización para esto.También nos tomaron fotografías sin preguntarnos y nos gritaron cosas sin saber nosotros la razón de porque nos atacaban de esta manera, pues ni siquiera conocemos a las personas que lo estaban haciendo.

El Sutnotimex ha declarado que la actual administración violó la huelga porque los trabajadores fueron llamados para realizar de manera voluntaria tareas de apoyo editorial:  “Quiero dejar claro que la gente que acudimos al llamado de apoyo de la Agencia, aceptamos hacerlo bajo esas medidas y condiciones y nadie nos obligó, lo hicimos porque realmente queremos volver a trabajar ya porque nosotros como Agencia realizamos una labor importante para la sociedad y el estado mexicano”, puntualizó Espinoza, quien manifestó su total apoyo a la Dirección en la lucha contra la corrupción.

La reportera Tania Pacheco externó su preocupación: “Creo que, aunque es la labor de los reporteros de los medios buscar información sobre lo que sucede, no me parece justo que nos aborden de esa manera y nos hagan sentir intimidados”.

La periodista Reynalda López coincidió con su compañera: “Es una regla de ética que los reporteros de los medios deben respetar la privacidad de los trabajadores y el derecho a no querer entablar una conversación con ellos sobre todo en momentos de conflicto laboral”.

Monroy lamentó que Articulo19 provoque este tipo de situaciones con un interés que nada tiene que ver con los derechos humanos: “Con anterioridad hemos denunciado que Artículo19 se negó a defender a los periodistas de Notimex que han sido amenazados de muerte y hostigados en redes sociales por bots, argumentando que somos reporteros del gobierno, algo muy preocupante porque se trata de una ONG que no debería tener intereses ideológicos o de partido. No es justo que nos discrimine y ahora se dedique a hostigarnos”.