La titular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), Rosario Robles no sólo tendrá que comparecer ante el pleno de la Cámara de Diputados el próximo 16 de octubre, sino que además, la Auditoría Superior de la Federación (ASF) prepara nuevas denuncias penales.

La razón: el desvío de recursos registrado en esa dependencia y en la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) —de la que Robles también fue secretaria— cuyo monto suma más de 4 mil 300 millones de pesos.

El coordinador de la bancada del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) en el Senado de la República, Ricardo Monreal, confirmó al portal SinEmbargo que preparan un punto de acuerdo para instruir a la ASF a que realice las acciones correspondientes por irregularidades detectadas en la cuenta pública del 2016.

Morena quiere que al mismo tiempo, la Procuraduría General de la República (PGR) rinda un informe sobre el estado que guardan las 16 denuncias presentadas por la ASF relacionadas con la detección de operaciones irregulares entre la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) y diversas universidades públicas e institutos estatales de comunicación.

El coordinador de los Senadores de Morena manifestó que algunas de las denuncias fueron presentadas desde el año 2015, pero hasta el momento no hay señales de que la PGR haya llevado a cabo las indagatorias correspondientes.

“¿Por qué la Procuraduría ha convertido las denuncias penales presentadas por la ASF en polvo bajo la alfombra? ¿Por qué esa dependencia ha declinado cumplir con su mandato constitucional de investigar y perseguir los delitos que han sido denunciados? ¿A qué se debe que, luego de tres años de las primeras denuncias presentadas, no se haya procedido contra ningún funcionario de alto nivel, aun cuando el daño a las finanzas públicas se cuenta en miles de millones? ¿Por qué ante contundentes elementos de prueba no parece haber voluntad de la PGR para llegar al fondo de este fraude monumental?, cuestionó el Senador en el documento”.

Entre las anomalías de Sedatu está involucrada la Televisora de Hermosillo, Sonora, por un monto de 271.89 millones de pesos; así como el Sistema Quintanarroense de Comunicación, por un monto de 806.55 millones de pesos.

Rosario Robles. Foto: Especial

Monreal Ávila precisó que las indagatorias en Sedatu también están vinculadas con la Universidad Politécnica de Quintana Roo, por un monto de 97.2 millones de pesos, y se agrega otro caso en Sedesol por 353.65 millones de pesos, detectados tras una auditoría a Radio y Televisión de Hidalgo.

Aunque en días pasados el Presidente electo Andrés Manuel López Obrador dijo que Rosario Robles sólo es “un chivo expiatorio”, el senador Ricardo Monreal declaró que Robles será investigada y se interpondrá una denuncia penal en su contra.