Era diciembre de 2005 cuando se llevó a cabo la captura “en vivo” de una banda de presuntos secuestradores y la liberación de sus víctimas a través del noticiero matutino “Primero Noticias”.

Dos meses después se reveló que todo se había tratado de un montaje de la entonces Agencia Federal de Investigación (AFI), liderada por Genaro García Luna, en colaboración con medios de comunicación como Televisa.

Hoy, a 14 días de aquel montaje, y a unos días de la detención en Estados Unidos de García Luna, las personas involucradas en aquella detención montada de la francesa Florence Cassez e Israel Vallarta, vuelven a estar en la mira.

De acuerdo con la periodista Laura Barranco -quien fue coordinadora de información en Primero Noticias de 2000 a 2006-, Genaro García Luna aprovechó la ayuda de los medios de comunicación para legitimar su trabajo, a pesar de la polémica que siempre lo rodeó.

Pero a decir de Barranco, la responsabilidad del montaje fue de los periodistas que participaron en él, como de Televisa, su empresa, y no sólo en el caso de Florence Cassez, sino por varios más que se perpetraron desde la televisora.

La periodista considera que la empresa televisora debe hacer un uso correcto de la concesión que el Estado mexicano le ha otorgado, así como responder por el engaño a miles de mexicanos que siguieron de cerca la detención de los presuntos secuestradores.

“Simplemente hay que ver los términos en los que se da una concesión a un grupo de empresarios, es una concesión del espectro radioeléctrico y donde el Estado es el dueño. Ellos (empresas) deben de responder por el uso que hacen del espectro y el mal uso también y tiene que haber sanciones específicas”, declaró a SinEmbargo.

¿Cómo ocurrió el montaje?

A decir de la propia Barranco, aquél 09 de diciembre de 2005 les tocó “transmitir la información de su captura y luego supimos que se trató de un montaje”.

La realidad era que a la francesa se le había detenido un día antes, pero la autoridad fingió y montó un operativo para hacer parecer que ocurría en vivo.

“Lo que yo estaba viendo en mi pantalla en ese momento, que es lo mismo que se estaba viendo al aire en la señal de Televisa, con la información que estaba dando el reportero, con la supervisión encargada a los jefes de las áreas de producción y contenido, quienes no me alertaron de nada extraño”, dijo Carlos Loret de Mola en enero de 2013, en la transmisión de su programa Primer Noticias.

Cuando Loret dio esa justificación habían pasado ocho años del montaje, asegurando que nadie le había alertado que algo extraño había ocurrido con la detención. “Yo no me di cuenta de ese montaje; no me di cuenta de esa trampa”, aseveró.

No obstante, Laura Barranco contó a SinEmbargo que en 2013 decidió revelar el chat del noticiero, luego de dichas declaraciones de Loret, ya que ella le pidió en 13 ocasiones que parara, pero el respondía “¿qué no te ha quedado claro que no te pienso hacer caso? Es nota, fin de la historia”.

En 2013, Barranco le contó a Aristegui Noticias que “el 9 de diciembre de 2005, a las 6:46 de la mañana entró el primer enlace en vivo, con una duración de 8 minutos con 15 segundos; dos minutos después de iniciado, aparece la francesa Florence Cassez y posteriormente Israel Vallarta”.

La periodista cuenta que en ese primer enlace le escribió los primeros mensajes a Loret, alertándole que era una ciudadana francesa y que eso podía ocasionarle problemas diplomáticos, además de que se estaba golpeando a un presunto secuestrados en cadena nacional.

“Le escribí que no podía estar contribuyendo a violar los derechos de esa mujer, independientemente si fuera o no secuestradora”, asegura.

En el segundo enlace en vivo, se ve al reportero Palo describiendo el lugar y se logran ver una mesita con credenciales de elector, celulares, todo ordenado. Eso también fue alertado por Barranco.

Ahí mismo puede escucharse la voz del reportero que entrevista a una de las secuestradas, Cristina Ríos, y le pregunta si pudo ver físicamente a los secuestradores o los podría identificar por su tono de voz, a lo que la víctima respondió que no.

“Aquí le escribo a Carlos: Ni la señora secuestrada dice reconocer a la francesa, Carlos, ¡para, ya!”, indica Barranco.

En un tercer enlace, de 4 minutos y medios, se ve a cuadro al reportero Pablo Reinah, entrevistando a Israel y a Cassez dentro de la camioneta de la AFI.

“Aquí le escribo de nuevo a Carlos: ‘¡Para ya!’, y me responde por primera vez como en tono de broma: ‘no te calientes, cautín’”.

Al suceder el cuarto enlace, de 9 minutos con 45 segundos, Pablo Reinah describió el interior de una camioneta que supuestamente usaban los secuestradores, además de entrevistar a Javier Garza, director general de operaciones especiales de la AFI.

“Aquí nuevamente le reitero a Carlos el riesgo de difundir los rostros de los que hasta el momento eran dos presuntos secuestradores con la característica adicional que uno de los detenidos era ciudadana francesa y los riesgos que esto podría implicar para su carrera, y me responde: ‘¿Qué no te ha quedado claro que no te pienso hacer caso? Es nota, fin de la historia’”, relató la periodista.

El pasado lunes se cumplieron 14 años de aquel montaje, gracias al cual, la francesa Florence Cassez -condenada a 60 años de prisión en México por secuestro- pudo obtener su libertad, debido a las violaciones ocurridas durante el proceso judicial en su contra.