En lo que va del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador, ya se han destapado varios escándalos de corrupción por parte de sus antecesores: Vicente Fox, Felipe Calderón, Enrique Peña Nieto y hasta de los organismos “autónomos”.

Algunas de las irregularidades que han sido presentadas por el Presidente, principalmente durante sus conferencias matutinas, son:

Comisión Reguladora de Energía

Como parte de un polémico proceso para nombrar a los cuatro nuevos miembros de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), López Obrador aseguró que existe un conflicto de interés por parte del presidente de dicho organismo autónomo, Guillermo García Alcocer.

“Sí existe conflicto de intereses en el caso del presidente de la llamada Comisión Reguladora de Energía; sí existe y hoy vamos a entregar los documentos”, dijo el Presidente.

Al respecto, Guillermo García emitió un mensaje en el que asegura que ya había dado a conocer, en su declaración de conflicto de interés, diversos lazos familiares con personas relacionadas a la industria energética.

No obstante, la Secretaría de la Función Pública (SFP) reveló este lunes que detectó un contrato que no había sido revelado, para el transporte de gas natural de la CRE autorizó y que podría representar conflicto de interés, por lo que fue iniciada una investigación.

Estancias Infantiles

La nueva administración ha echado a andar algunos cambios en el reparto de recursos que la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), ahora nombrada Secretaría del Bienestar, destinaba para las estancias infantiles.

Fachada de una estancia infantil en México. Foto: Especial

Así, los padres beneficiarios del programa recibirán ahora de manera directa un apoyo de mil 600 pesos bimestrales y ya no se otorgarán los recursos a quienes subrogaban el servicio.

“Les vamos a entregar los datos de toda la corrupción que había en la Sedesol; se le va a entregar a la Fiscalía General”, dijo AMLO.

Por su parte, la titular de la Secretaría de Bienestar, María Luisa Albores, dio a conocer que se detectaron múltiples irregularidades en el programa de estancias infantiles, entre ellas la inscripción de menores inexistentes, el cobro de cuotas adicionales a los padres de familia, así como 40 por ciento de las estancias operando en condiciones de riesgo total ante una emergencia.

Comisión Federal de Electricidad

Hace unas semanas el Presidente también dio a conocer que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) tiene varios gobiernos siendo desmantelada y acusó que ex funcionarios de las administraciones de Carlos Salinas de Gortari, Ernesto Zedillo, Vicente Fox y Felipe Calderón dejaron sus cargos públicos y se pasaron a empresas del ramo energético como recompensa por presuntos actos de corrupción.

“Esta práctica es totalmente inmoral ya que los funcionarios terminan su desempeño en el sector público y se pasan a trabajar a las empresas que reciben contratos”, indicó López Obrador.

De igual manera, el tabasqueño acusó al ex presidente Felipe Calderón, ya que, según indicó, pasó a formar parte del consejo de administración de una empresa que vende energía eléctrica a la CFE.

Por su parte, Calderón indicó que formó parte del consejo administrativo de Avangrid, filial en Estados Unidos de la empresa española Iberdrola, entre 2016 y 2018, es decir cuatro años después de haber dejado la presidencia.

También rechazó que durante su labor en empresas internacionales haya caído “en tráfico de influencias, conflicto de interés y mucho menos en actos de corrupción”.

CONACYT

En días pasados se reveló que algunos funcionarios del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) tenían altos cargos y una escolaridad no relacionada con las ciencias, por lo que López Obrador indicó que se trata de una campaña por parte de funcionarios del organismo que están descontentos con los cambios implementados por la nueva administración.

“Hay mafias en todo, hasta en la ciencia, porque tenían sueldos elevadísimos y tampoco tenían tanto nivel académico, entonces se sienten desplazados”, declaró.

Además, sobre los cuestionados nombramientos de los exfuncionarios del Conacyt, AMLO dijo que la administración federal no permitirá “influyentismos, amiguismos, nepotismo, ninguna de esas lacras de la política” en las designaciones.

PEMEX

En diciembre pasado el Gobierno de López Obrador puso en marcha diversas medidas para combatir el robo de combustible que padece Petróleos Mexicanos (Pemex).

Así, el Presidente ha dado a conocer en varias ocasiones que trabajadores de la petrolera han sido quienes facilitan dicha actividad ilícita.

Sobe el tema, el Presidente indicó que “una red interna de funcionarios corruptos” fue la que permitió la operación de una toma clandestina que estaba dentro de las instalaciones de la refinería de Pemex en Salamanca, Guanajuato.

También aseveró que la mayor proporción de combustible robado se pierde por la corrupción que existe entre los funcionarios públicos y no por las pérdidas que se tienen en las tomas clandestinas que realizan los ciudadanos o grupos del crimen organizado.

“De todo el robo, sólo el 20 por ciento se da con la ordeña de ductos, que es una especie de pantalla, y que la mayor parte tiene que ver con un plan que se opera con la complicidad de autoridades y con una red de distribución”, declaró.