Taim-Lain

Kimberly-Clark explota 29 millones de metros cúbicos de agua en México

La empresa encabezada por Claudio X. González Laporte y Valentín Diez Morodo, Kimberly-Clark de México, tiene permitido explotar más de 29 millones de metros cúbicos de agua en cinco regiones del país donde hay sobreexplotación y contaminación de los mantos acuíferos.

Información proporcionada por la Comisión Nacional del Agua (Conagua) indican que la empresa posee cinco títulos de concesión vigentes, para extraer 29 millones 959 mil 856 de metros cúbicos.

El medio Contralínea explica como ejemplo que esta cantidad de agua es el equivalente al agua que consume una población de 529 mil personas en el municipio de Mazatlán, Sinaloa, considerando un consumo de 150 litros por habitante, 29.9 hectómetros, durante un año.

Esta misma cantidad también podría cubrir las necesidades de agua en alcaldías de la Ciudad de México como Cuauhtémoc, con 545 mil personas, o Venustiano Carranza, con 443 mil habitantes.

A decir del experto, el doctor Carlos Ávila Bello, profesor e investigador de la Universidad Veracruzana, Kimberly-Clark ha sido privilegiada con el régimen de concesiones que permitió el acaparamiento del agua en manos de las compañías.

“Una de las implicaciones de este volumen de concesiones es que puede afectar la disponibilidad de agua para consumo humano. Todo lo concesionado a Kimberly Clark significa, prácticamente, lo que consumen 600 mil personas en el sur de Veracruz, que incluiría ciudades como Coatzacoalcos, Minatitlán, Acayucan, las más importantes”, señala.

Dichas concesiones fueron entregadas por las direcciones generales de los Organismos de Cuenca Golfo y Aguas del Valle de México Centro y las direcciones de Querétaro, Coahuila y Tlaxcala, que permiten la extracción de 10 millones 640 mil 140 metros cúbicos de aguas superficiales y 19 millones 319 mil 716 metros cúbicos de aguas subterráneas.

Según el Registro Público de Derechos de Agua (Redpa) de la Conagua, los primeros permisos entregados datan de 1994, dos años más tarde de que fuera promulgada la Ley de Aguas Nacionales por el expresidente Carlos Salinas de Gortari.

Anuncio publicitario. Siga deslizando para continuar leyendo

En octubre pasado, la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) multó a Essity México, Kimberly Clark México y Productos Internacionales Mabe por 313 millones 473 mil pesos por coludir en el mercado de pañales para bebé, productos de protección sanitaria femenina y para la incompetencia.

Veracruz y Querétaro, contaminados

El Redpa también da cuenta que el título 09QRO100304/26FMDL18 es el que más beneficia a Kimberly Clark, con el permiso de explotar 14 millones 191 mil 200 metros cúbicos de agua. Dicho documento fue emitido por la Dirección General de Querétaro, de la Conagua.

Ya desde 2007, el diputado federal José Luis Aguilera Rico promovió un punto de acuerdo en el que acusaba que durante más de una década se habían denunciado anomalías ambientales en el río San Juan, en San Juan del Río, Querétaro, señalando que los programas municipales para recuperar el afluente habían fracasado.

Dicha denuncia señala a Kimberly Clark como responsable de rellenos clandestinos y contaminantes del río. En esa zona se encuentra la planta Bajío de la papelera.

En ese punto de acuerdo se solicitaba a la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales y a la Procuraduría Federal del Medio Ambiente investigar a esa empresa y a otra llamada Kaltes por posibles daños ecológicos en el río.

La empresa también tiene el permiso 10VER130737/28FOOC15, que le permite extraer 10 millones 640 mil 140 metros cúbicos de agua, otorgado por la Dirección General del Organismo de Ciencia Golfo Centro, el 8 de enero de 2001.

Contralínea explica que el tratamiento del agua en la región de Ixtaczoquitlán, donde está asentada una planta de Kimberly Clark, no es público. “Los pobladores de la región desconocen los procesos de uso y descarga al río Blanco, principal afluente a donde llega la empresa”.

Anuncio publicitario. Siga deslizando para continuar leyendo

Al respecto, la investigadora del Centro de Investigaciones Tropicales de la Universidad Veracruzana (UV), Beatriz Torres Beristain, indica que Kimberly Clark es una de las plantas más importantes de la zona, por el significativo número de empleos que genera.

Sin embargo, agrega, también es una de las que se encuentra en el corredor industrial contaminante, donde también están Productos Químicos Naturales SA de CV, Cementos Apasco, Pepsi Co y Heineken, lo que hace que el consumo de agua en esta región sea muy grande. 

“Sí hay problemas de agua. Lo complicado es identificar la responsabilidad de quién lo hace, porque no hay tanta claridad para los ciudadanos de cómo se está tomando el agua”, menciona.

El problema con Kimberly Clark es, dice, “el uso intensivo del agua para los procesos de producción de papel y de blanqueado”.

“Sabemos que las aguas de Kimberly Clark, como las otras industrias, se van a la planta depuradora que se llama Fideicomiso del Río Blanco (Firiob), donde van todas las aguas industriales y las municipales de Orizaba y, finalmente caen al Río Blanco, que tiene sus aguas súper contaminadas”, expone Torres Beristain.

Ese afluente tiene comunicación con municipios como Nogales, Río Blanco, Orizaba, Ixtaczoquitlán y Córdoba, que a decir de la investigadora “es un río muerto, no tiene vida acuática ni uso para pesca ni mucho menos”, pero si tiene importancia ecológica porque alimenta muchos nacimientos de agua que van a otras comunidades.

Otro permiso es el 06COA100129/24FMDL14, que le permite a Kimberly Clark extraer 2 millones 448 m il 836 metros cúbicos de aguas subterráneas, otorgado por la Dirección local de la Conagua en aquella entidad.

En esa zona se ubica la planta de Ramos Arizpe, que desde 1993 se dedica a la fabricación de papel a partir de pulpa.

El permiso 5MEX100824/26FMGR95 le permite la extracción de 2 millones 289 mil 680 metros cúbicos y fue otorgado por la Dirección General del Organismo de Cuenca Aguas del Valle de México, donde operan las plantas de Ecatepec, Cuautitlán Izcalli, Parque Vesta y Evenflo.

Anuncio publicitario. Siga deslizando para continuar leyendo

Además, la Dirección local de la Conagua en Tlaxcala asignó el permiso de concesión TLX100028 para explotar 390 metros cúbicos de agua, donde opera la fábrica ubicada en el municipio de Tlaxco.

“Captura corporativa del agua”

La directora de Investigación en la organización de Proyecto sobre Organización, Desarrollo, Educación e Investigación (PODER), menciona que en nuestro país existe una problemática de “captura corporativa del agua”.

La experta cuestiona por qué se llega a esa mala distribución del agua en México, que implica el acaparamiento de agua por muy pocas empresas o personas.

Asimismo explica que estas empresas que poseen grandes cantidades de agua “hacen lobby para que la legislación y la regulación en temas de acceso al agua les favorezca”.

Explica que desde hace años se ha visto que son los organismos operadores de cuenca quienes deciden quién tiene o no una concesión de agua y que “hay muy pocos mecanismos de vigilancia e inspección del total de títulos de concesión otorgados”.

5 Comentarios

  1. ROBERTO RUBIO DESMOND

    15 febrero, 2022 at 1:16 pm

    PORQUE NO SE PUEDE PARAR ESA EXPLOTACION DEL AGUA,QUE ES DE LA NACION ?YA BASTA,HAY QUE PONER TODO EN ORDEN,YA SOBRA DE TANTA CORRUPCION Y SAQUEO !

  2. Tavo Tuxmen

    16 febrero, 2022 at 3:06 am

    Tienen que detener esa explotación de agua, que está causando daño a los mantos acuíferos del país, o se lamentará más después

  3. Aarón

    16 febrero, 2022 at 7:24 pm

    Y cuando van a actuar ?

  4. Héctor Irigoyen Infante

    17 febrero, 2022 at 10:39 pm

    Que los obliguen a no contaminar y a que inviertan en plantas tratadoras de agua, ó lo que haga falta !

  5. Rogaciano Galván Cruz

    19 febrero, 2022 at 12:57 pm

    Otra prueba más de éstos malditos que se enriquecieron con dinero robado a la nación y las múltiples concesiones que les dieron a sus empresas, claro, obviamente contratos leoninos y por debajo del agua, ¿HAY QUE PARAR ESTA EXPLOTACIÓN DESMEDIDA DE PARTE DE KIMBERLY KLARK y toda la contaminación que generan, son unos hipócritas porque según pugnan por energías limpias, Por eso tanto enojo de estos saqueadores.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Támbien te puede gustar

Taim-Lain

El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que actualmente se viven tiempos “interesantísimos” y muestra de ello es la pelea entre los comunicadores de...

Taim-Lain

Conocida por ser la cronista de la oligarquía mexicana y su marcado clasismo, la escritora Guadalupe Loaeza dio a conocer su ‘análisis’ del debate...

Taim-Lain

Epigmenio Ibarra analizó el debate entre candidatos a la Presidencia de la República efectuado el domingo pasado en la sede del Instituto Nacional Electoral...

Taim-Lain

Un estudio realizado en Reino Unido, reveló que cuando el Estado subcontrata y paga a hospitales privados para atender a la población, como propuso...

2024 © Derechos reservados, Polemón

Salir de la versión móvil