Apenas hace poco más de un mes tomó protesta como líder nacional del PRI, y  Alejandro Moreno ya es investigado por  la Fiscalía General de la República (FGR) por presunto enriquecimiento ilícito.

Lo más irónico es que la  investigación inició a partir de  una denuncia de uno de sus correligionarios en el tricolor, Ulises Ruiz, quien el pasado 22 de julio  acusó legalmente a “Alito” de tener 15 inmuebles en Campeche, entidad que gobernó entre septiembre de 2015 y junio de 2019, cuyo valor reportado en su declaración 3de3 registra una discrepancia de 103 millones 151 mil 537 pesos, según el diario Reforma.

La indagatoria se concentra principalmente en la adquisición de los inmuebles, así como en dos vehículos y cuatro cuentas bancarias, esto con la finalidad de determinar si existen diferencias entre sus ingresos y los recursos con los que adquirió dichos bienes.

De acuerdo con el diario Reforma, Moreno Cárdenas es dueño de una residencia valuada en 46 millones de pesos que edificó en dos años. Es por eso que Ulises Ruiz, quien también fuera candidato a la dirigencia del tricolor, solicitó a la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) investigar al actual presidente del PRI. Aparentemente el ex titular de Campeche reportó ingresos por 5 millones de pesos anuales.

Bienes de Alito. Tabla presentada por Ulises Ruiz.

Tan pronto como se dio a conocer que la FGR investiga a Alejandro Moreno, la dirigencia nacional del tricolor emitió un comunicado para negar el enriquecimiento ilícito y  acusó al gobierno de Andrés Manuel López Obrador de perseguir a los opositores al régimen.

De acuerdo con el comunicado,  el primer terreno que adquirió Alito, fue antes de que se convirtiera en gobernador de Campeche, y a un precio por debajo del reportado en la denuncia.

El PRI nacional considera que se trata de una filtración, y que esto ocurrió  días después de que su bancada en el Congreso de la Unión  votara en contra de las leyes secundarias de la reforma educativa.

El propio Moreno Cárdenas publicó tres tuits en los que afirma que el PRI seguirá siendo “una oposición fuerte, combativa y transparente” y no permitirá “intimidaciones, ni revanchas políticas” que busquen silenciarlos.

Según Alito,  cuando adquirió los terrenos en los que levantó su casa, estos tenían un costo menor del actual debido a que gran parte estaban cubiertos de maleza.

Dijo que  la casa que tiene en Campeche fue adquirida a través de créditos y donaciones; dos lotes le fueron donados y uno más aún lo está pagando a través de un crédito.

Sobre el dinero para la adquisición, Alejandro Moreno afirmó que en 2005 recibió “una donación familiar, la cual fue el origen de la inversión”, y que a ello se sumaron los ahorros de los ingresos por los cargos públicos que ha ejercido en su carrera.

Para colmo, el ex presidente Vicente Fox, salió a defender al dirigente del PRI. En su cuenta de Twitter escribió a sus “amigos del PRI”, que la denuncia es un “calambre” que le envía Andrés Manuel López Obrador, a quien se refiere en forma despectiva como “López”.