El Universal, en su columna “Bajo Reserva”, puso ayer unos hechos intrascendentes de la vida privada del hijo menor (de doce años) de Andrés Manuel López Obrador.

¿Qué le pasa a ese medio? ¿Acaso no tienen ética? ¿Acaso pretende atacar a AMLO vía un niño?

Beatriz Gutiérrez, mamá del niño y esposa de Andrés Manuel, puso en su cuenta de Twitter una frase que resume el enojo y, también, la falta de ética de El Universal: “#ConLosNiñosNo”.

El periódico, en un tuit que no se sabe si es “disculpa” o “justificación”, puso:

La columna Bajo Reserva fue bajada de la página de El Universal.

Sorprende que el odio de ciertos medios (porque Bajo Reserva es una columna editorial y como tal representa el pensamiento del diario) hacia Andrés Manuel sea irrefrenable y que caigan tan bajo: es inadmisible que usen la vida privada de un niño para atacar al presidente electo. Además, eso muestra la poca ética con la que se rige la dirección de El Universal.

Es inaceptable lo que hoy hizo ese medio de comunicación. ¿Qué les pasa a El Universal? Su labor es hacer periodismo, informar, pero el odio, su odio a AMLO, les gana en cada palabra.

Sin duda vivimos tiempos de cambios: nunca antes en este país había ganado la izquierda. Hay muchas expectativas: hay esperanzas y se vislumbran transformaciones. Sería bueno que esta ola de cambio también llegara a los medios mexicanos, a sus líneas editoriales, a sus formas de hacer periodismo, a la forma en cómo los dueños tratan a los periodistas.

Si todo comienza a cambiar, ¿por qué no cambiar a estos medios que indignan?