Por: Redacción (@revistapolemon)

25 de mayo de 2018.- Con la salida de Margarita Zavala de la contienda electoral, Ricardo Anaya y la coalición Por México al Frente no quieren perderse la oportunidad de quedarse con esos votos, por lo que presentó ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) un recurso para solicitar que se reimpriman las boletas de la elección presidencial.

Su candidato, Ricardo Anaya, expresó que la impresión ayudaría a evitar confusión en el electorado, aunque también dijo que acatará la decisión que tome el Tribunal en el caso.

“Estoy pensando en la gente que va a ir a votar. Lo mejor es que haya absoluta claridad de quiénes son los candidatos que efectivamente estamos compitiendo y por eso me parece perfectamente razonable lo que el PAN está pidiendo”, dijo.

Ricardo Anaya. Foto: Cuartoscuro

Cuando se le cuestionó sobre si creía que la aparición de Margarita en la boleta lo perjudicaría en la contienda, el panista comentó que más allá de especular, lo importante era que la ciudadanía tuviera claro quiénes eran los cuatro candidatos y a cuál darían su voto, sin que ello se prestara a confusión.

“Le daría mucha transparencia al proceso, no habría confusión a la hora que la gente vaya a votar, pero en cualquier caso se los digo con toda claridad, nosotros vamos a acatar lo que resuelva la autoridad electoral”, manifestó.

Al respecto, el consejero electoral Ciro Murayama dijo en entrevista para Atando Cabos, de Grupo Fórmula, que no hay tiempo, dinero, ni papel suficiente para volver a imprimir las boletas que se usarán en la jornada del próximo 1 de julio. Además detalló que ya fue impreso el 65% de las boletas.

“Las boletas se imprimen en papel seguridad, ya no hay más papel disponible, el contrato ya se cerró, ya no tenemos dinero para papel adicional (…) no es un asunto de voluntarismo, es un asunto de imposibilidad material”, dijo.

Señaló que no sería posible tener dos tipos diferentes de boletas para la misma elección, por lo que dijo confiar en que el Tribunal Electoral respaldará la posición del INE.

También el consejero presidente del INE, Lorenzo Córdova habló al respecto. En una rueda de prensa dada en el marco de la presentación del informe “Integridad electoral en América Latina”, dijo que, si se pretendiera reimprimir todas las boletas, sería necesaria la producción de más de 800 toneladas de papel seguridad.

Además, para ordenar de nuevo a Talleres Gráficos de México la impresión de las boletas, sería necesario sacar de la línea de producción la impresión de las boletas de las elecciones locales.

También señaló que no existe la posibilidad de anular el recuadro donde aparece el nombre de la ex candidata, pues a estas alturas los 60 millones de boletas ya están separadas en blocs, lo que implicaría tener que volver a deshacerlos con un enorme trabajo manual.

Concluyó que, más allá del alto costo que representaría, el problema fundamental es que es técnica y logísticamente inviable.

Por su parte, Andrés Manuel López Obrador calificó la propuesta de irracional y absurda, pues se pondría en riesgo el proceso electoral y confundiría a los electores.

“Ya están votando en el extranjero con las boletas que ya se imprimieron. Entonces ¿cómo cambiar todas las boletas? No es nada más lo que costaría, que no es poca cosa, son 50 millones de pesos, sino iniciar toda la elaboración de boletas, la distribución de boletas”, argumentó AMLO, según indicó el diario Reforma.