Mientras al Presidente Andrés Manuel López Obrador le pareció sospechoso que los policías federales hayan decidido manifestarse en su contra pues no ve motivos por los cuales se movilizaran y apunta a agentes externos, el ex Presidente Felipe Calderón salió a darles un espaldarazo y a solidarizarse con ellos.

A través de un video difundido esta tarde, el Presidente Andrés Manuel López Obrador consideró que la protesta de la Policía Federal (PF) no tiene fundamento, pero aseguró que respetará “el sagrado derecho a manifestarse”.

“Hay mano negra en este asunto; esto se manejaba antes desde Bucareli, desde los sótanos de Bucareli, y piensan que va a ser lo mismo. No, no vamos a reprimir, no somos iguales. Se va a resolver este asunto porque no se está cometiendo ninguna injusticia”, dijo.

Explicó que no se está despidiendo a ningún policía federal, sino que se están pasando “voluntariamente” algunos elementos de la Policía Federal (cerca de 10 mil), pues no se acepta a cualquiera en la Guardia Nacional.

“No se va a despedir, repito, a nadie. Es más, ya lo saben, y mantienen sus prestaciones. Entonces, ¿por qué las manifestaciones? está raro, ¿verdad? Esta policía se creó hace como 20 años y la verdad no se consolidó, se echó a perder”, agregó.

Sobre el tema, el ex mandatario panista, Felipe Calderón Hinojosa, cuestionó a través de su cuenta de Twitter las declaraciones del tabasqueño, y expresó su solidaridad con los integrantes de la Policía Federal.

“Si la Policía Federal “se echó a perder”, ¿entonces para qué la quieren dentro de la Guardia Nacional? Hago votos porque esto se resuelva en paz; que a los policías les restituyan sus derechos: bonos, seguro médico, prima de riesgo, gastos. Mi solidaridad”, escribió.

Llamó la atención el posicionamiento de Felipe Calderón sobre el tema pues durante su gobierno la Policía Federal adquirió un enorme poder mediante su polémico secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, quien se caracterizó por realizar montajes, cometer múltiples arbitrariedades y otorgar protección a los narcotraficantes, así como protagonizar varios escándalos al desviar dinero y enriquecerse ilícitamente.

Calderón no fue el único que salió en defensa del amotinamiento en la Policía Federal, también lo hizo su esposa, Margarita Zavala, quien expresó su solidaridad y criticó al gobierno de AMLO.

“Hay un maltrato generalizado en contra de todas las instituciones de seguridad. En especial, mi solidaridad con las mujeres y hombres que integran la Policía Federal” expresó Margarita Zavala. 

Hasta este momento, los policías federales continúan manifestándose en diversos puntos de la Ciudad de México y en varios lugares del país mantienen las casetas tomadas.