El titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, Omar García Harfuch, sufrió un atentado en Lomas de Chapultepec, en la capital del país.

Según informó la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, fue a las 6:38 de la mañana cuando sucedió el atentado. También indicó que el funcionario se encuentra fuera de peligro y está siendo atendido.

Hasta el momento el saldo es de una persona fallecida, 7 lesionados y también varios detenidos.

El Presidente Andrés Manuel López Obrador se refirió al hecho en su conferencia de prensa matutina (que hoy es desde Morelia, Michoacán), y mencionó que este tipo de atentado es la reacción de la delincuencia organizada ante el trabajo que se está haciendo en materia de seguridad.

Por su parte, la Fiscalía de la Ciudad de México indicó que ya se comenzaron las investigaciones sobre el atentado.

En Twitter circulan videos donde se puede escuchar la balacera del atentado.

Omar Hamid García Harfuch fue nombrado secretario de seguridad ciudadana de la Ciudad de México en junio de 2019. Tenía en esa fecha 38 años.

Es originario de Cuernavaca, Morelos. Su padre, Javier García Paniagua, fue titular de la Dirección Federal de Seguridad y exdirigente del PRI. Su madre es María Harfuch Hidalgo, actriz y cantante que es más conocida por su nombre artístico: María Sorté. García Harfuch es nieto de Marcelino García Barragán, quien fuera secretario de la defensa nacional durante el sexenio de Gustavo Díaz Ordaz.

Es Licenciado en Derecho por la Universidad Continental y licenciado en Seguridad Pública por la Universidad del Valle de México.

Durante su gestión al frente de la Secretaría de Seguridad Ciudadana de la CDMX, García ha dado golpes al cartel Unión Tepito, como la detención de Oscar Andrés “El Lunares”.

A principios de este mes, la jefa de gobierno informaba de los avances que se habían tenido en materia de seguridad.

La camioneta donde viajaba Omar Hamid García Harfuch quedó así después del atentado.

Aquí algunas armas con la que lo perpetraron el atentado.

Alfonso Durazo, secretario de seguridad del gobierno federal, condenó el atentado, y afirmó que éste se dio porque porque se “están tocando fuertes intereses de la delincuencia”.