Los bienes de los funcionarios que hayan incurrido en actos de corrupción les serán retirados, es la propuesta que presentará la bancada de Morena en el Senado de la República.

Se trata de una modificación al artículo 22 de la Constitución Mexicana para establecer que el Estado puede proceder a la extinción de dominio cuando se cometan delitos por hechos de corrupción.

La sanción también se aplicará en los casos de abuso de autoridad, ejercicio abusivo de funciones, tráfico de influencias, cohecho, enriquecimiento ilícito y delitos cometidos por servidores públicos contra la administración de justicia.

Votación en el Senado de la República. Foto: Especial.

 

El proyecto que llegará este martes a la Cámara alta prevé quitar bienes, de igual forma, a sus prestanombres o testaferros, quienes son utilizados para encubrir a los verdaderos propietarios.

“La extinción de dominio procederá respecto de los bienes que estén intitulados a nombre de terceros y que existan elementos suficientes para estimar que fueron utilizados para el hecho que la ley señala como delito”, refiere la iniciativa.

El procedimiento correrá por dos vías, uno penal contra el acusado y el de extinción de dominio.

“Será jurisdiccional, de naturaleza penal, pero autónomo del procedimiento que se sigue la investigación y judicialización de los hechos con los que estén involucrados los bienes objeto de la extinción”, se establece en el documento.

Carlos Romero Deschamps, líder del sindicato de Pemex. Foto: Proceso

Con esta iniciativa, se pretende que el Estado recupere los bienes al margen de la condena que se imponga al responsable de los actos de corrupción y la extinción de dominio aplicará sobre los bienes que hayan sido usados por éste como instrumento, medio o apoyo para cometer un acto de corrupción.

Actualmente la extinción de dominio sólo procede por los delitos de delincuencia organizada, contra la salud, secuestro, robo de vehículos, trata de personas y enriquecimiento ilícito.

En su exposición de motivos, los legisladores de Morena aseguraron que los delitos de corrupción han incrementado su incidencia y estrategias de operación, por lo que cada vez es más difícil que se logren resoluciones judiciales que deriven en un castigo para esos criminales.

“La impunidad no debe ser característica del Estado mexicano, de ahí la necesidad de contar con una herramienta de recuperación de recursos provenientes de hechos ilícitos en materia de corrupción”.

Andrés Manuel López Obrador. Foto: Especial

La recuperación de bienes se integra a las propuestas del Proyecto de Nación 2018-2024 que presentó Andrés Manuel López Obrador durante su campaña presidencial para combatir la corrupción.

Los planteamientos contemplan reformas, nuevas leyes y diversas medidas administrativas, que apretarían el control y la vigilancia sobre los actores públicos y los privados que ejercen recursos públicos, para evitar actos deshonestos y combatir la impunidad.

Otras ideas consisten en eliminar la consolidación fiscal y el secreto bancario en investigaciones sobre corrupción, someter a las empresas con negocios con el gobierno a mecanismos de rendición de cuentas y transparentar la compra de publicidad oficial.