El Presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, indicó que en Palacio Nacional encontraron cámaras ocultas que alguien dejó para espiar sus reuniones.

En su acostumbrada rueda de prensa matutina, indicó que “hace unos días, en una de las salas de la oficina [en Palacio Nacional] se encontró una cámara sofisticada, de esas pequeñitas, nos estaban grabando en la sala”.

Mencionó que no fue en su despacho, sino en una sala donde suele celebrar reuniones con distintas personas.

AMLO mencionó que no tiene ningún miedo de que se hagan públicas sus reuniones, pues todo lo que platica es transparente y todos los días él informa sobre la situación del país:

“¿Y qué logran con eso [de espiar], si lo que hablamos es completamente legal, transparente, no hay nada que puedan utilizar en contra nuestra?”

Cuestionado sobre si investigará quién dejó dicha cámara, afirmó que no lo hará. “No, no, no, nada, o sea, nunca hemos presentado una denuncia de este tipo, no lo vamos a hacer”.

Un reportero le cuestionó si no iniciaría un “procedimiento”, a lo que el mandatario contestó: “No, ¿para qué se mete uno en eso? Entonces ya, pues se quita y ya, adelante. Son prácticas del antiguo régimen”.

Afirmó que si investiga de dónde viene la cámara, quién la puso, cuándo y por qué, pierde tiempo en cuestiones más importantes y trascendentes:

“Imagínense investigar de dónde viene eso; o sea, estoy haciendo ahora mi informe, no tengo tiempo para ocuparme de eso. No, quítenla y para adelante, vamos a seguir en este asunto”.