La conferencia matutina de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) cambió de escenario y no se llevó a cabo en Palacio Nacional, sino en la Base Aérea Militar No. 19 para exhibir el derroche de recursos que realizó el ex presidente Enrique Peña Nieto (EPN) con la compra del Avión Presidencial, que regresó al país la semana pasada, luego de permanecer más de un año en California, Estados Unidos.

Con el avión a su espalda, el tabasqueño calificó al Avión Presidencial como “monumental, faraónico, un insulto al pueblo de México habiendo tanta necesidad y pobreza”.

“El propósito de hacer esta rueda de prensa con el avión de fondo es para dar a conocer al pueblo de México cómo se mal gobernaba al país, de como habían lujos en el gobierno durante todo el periodo neoliberal, se le daba la espalda al pueblo, sobre todo a la gente humilde, pobre y los altos funcionarios vivían colmados de privilegios, de atenciones. Era un gobierno de ricos para ricos. con un pueblo pobre. Esa fue la forma de gobierno durante el periodo neoliberal, ese fue el distintivo”, dijo.

 

El mandatario describió el equipamiento de lujo con el que cuenta la aeronave: una oficina con caminadora, dos cocinas y una sala de prensa para 42 personas —entre otros espacios— que utilizó el ex presidente Enrique Peña Nieto durante sus giras, acompañado de su gabinete, familia y amigos. 

“Un avión presidencial lleno de lujos, un exceso y un acto de prepotencia”, dijo el Presidente Andrés Manuel López Obrador esta mañana al describir la aeronave que fue adquirida en el sexenio de Felipe Calderón Hinojosa para uso de  Peña Nieto. 

Foto: Especial.

El lugar de la comitiva Presidencial  donde viajaban los altos funcionarios y acompañantes de Peña Nieto, está equipado con pantalla donde se encuentra contenido multimedia (películas, música, llamado a sobrecargos, encender luz de lectura). 

De acuerdo con una investigación del portal SinEmbargo,  del 26 al  28 de septiembre de 2015, el  Enrique Peña Nieto realizó el viaje más caro de su sexenio, partiendo a la Ciudad de Nueva York. Destaca que mientras para un ciudadano promedio, ese viaje de tres días pudo costar cerca de mil 500 dólares, el ex presidente gastó en el mismo lapso 541 mil 813 dólares o lo que es lo mismo que 10 millones 294 mil 447 pesos.

Foto: Especial.

Por su parte, el director general de Banobras, Jorge Mendoza Sánchez, dijo que el Avión Presidencial se encuentra en mejores condiciones de cómo lo recibieron, por lo que  “no se va a malbaratar” la aeronave.

De acuerdo con el funcionario,  el Gobierno de la República tiene dos ofertas de compradores que se encuentran en proceso de análisis, y el lunes pasado uno de los interesados aportó un millón de dólares.

López Obrador dijo que su Gobierno al tratar de vender la aeronave, se está deshaciendo de un daño que hicieron las anteriores administraciones, que si bien va a significar una pérdida con su venta, sería mayor el costo de quedarse con ella.

“Lo que estamos haciendo es que no nos cueste más, es reparar el daño que ya se hizo, porque la venta del avión con el avalúo actual va a significar una pérdida, claro que si nos quedamos con el avión la pérdida es mayor”, señaló el mandatario.

El sorteo del Avión Presidencial continúa en marcha, por lo que el director general de la Lotería Nacional para la Asistencia Pública, Ernesto Prieto Ortega, detalló que se han vendido el 25.51% de los boletos para la rifa de la aeronave lo que equivale a más de 765 millones de pesos.