Este viernes, el Presidente Andrés Manuel López Obrador confesó que cenó con Luis Donaldo Colosio Murrieta dos días antes de que fuera asesinado.

En su conferencia de prensa desde Palacio Nacional, el Presidente dio detalles del encuentro que tuvo con el entonces candidato a la Presidencia en 1994.

“Lamento mucho y sigo lamentando el asesinato de Luis Donaldo Colosio. Lo conocí y nos vimos dos días antes de que lo asesinaran, un 21 de marzo; cenamos en casa de una amiga en común, de la licenciada Clara Jusidman, y al día siguiente salió a la gira, estuvo creo que en Sinaloa, en Baja California Sur y el 23 en Tijuana. Fue muy lamentable este asesinato y por eso no debe olvidarse y tiene que seguirse preguntando qué pasó realmente, todo lo que queda sin contestar sobre este crimen”, dijo.

Añadió que cuando los crímenes de Estado son investigados, siempre hay complicaciones para conocer la verdad.

“Pero hay que indagar, hay que insistir que esto no quede impune en el caso de que se tratara de un crimen de Estado, crímenes de Estado pues han habido otros, no sólo en nuestro país sino en el mundo: el crimen de Estado famoso es el del presidente John F. Kennedy, se sigue investigando, se sigue hablando sobre este crimen de Estado o supuesto crimen de Estado para no ser tajante, pero sí son expedientes abiertos”, comentó López Obrador.

Luis Donaldo Colosio fue asesinado el 23 de marzo de 1994 en Tijuana, Baja California. Este asesinado es uno de los episodios más sombríos de la política mexicana debido a la secrecía con la que el gobierno mexicano manejó la información.

A  25 años de su muerte, El Sol de México dio a conocer en febrero pasado un video en donde se expone la autopsia que le hicieron al político sonorense.

Éste se suma a la serie de documentos e imágenes que recientemente se dieron a conocer sobre el caso.