La consulta para decidir si se juzga o no a los ex presidentes de México por corrupción no se cancela, pero sí se pospone.

En una entrevista con Carme Aristegui el miércoles 21 de noviembre del año pasado, antes de asumir como presidente de México, Andrés Manuel López Obrador se comprometió a hacer una consulta para que la gente decidiera si se juzgaba o no a los expresidentes. Incluso el tabasqueño mencionó la forma en cómo estaría redactara la pregunta. Dijo que podría ser así:

¿Crees que Andrés Manuel, Presidente de México debe promover que se juzgue para que haya justicia y no sólo se persiga a chivos expiatorios y se revisen las responsabilidades en delitos de corrupción y de otros delitos a Carlos Salinas, a Zedillo, a Fox, a Calderón y a Peña Nieto?

Indicó en esa ocasión que la consultar se realizaría el 21 de marzo.

AMLO en entrevista con Carmen Aristegui. Foto: Especial

Hoy, en su acostumbrada rueda de prensa matutina, el mandatario afirmó que la consulta se pospondrá, pues se esperará a que se reforme el artículo 35 de la Constitución.

Dijo el mandatario: “No, porque no tenemos todavía la reforma al 35. Cuando tengamos la reforma al 35 constitucional [se hará]”.

Actualmente el artículo 35 de la Constitución establece en su inciso VIII que las consultas populares serán convocadas por el Congreso de la Unión a petición a) el Presidente del país; b) el 33% de los integrantes de cualquiera de las Cámaras de la Unión y c) del 2% de los inscritos en la lista nominal de electores (en este último caso, luego de que la mayoría de que ambas cámaras del Congreso aprueba la petición).

Se menciona que dichas consultas serán vinculatorias cuando “la participación total corresponda, al menos, al 40% de los ciudadanos inscritos en la lista nominal de electores”. Se afirma, actualmente en la redacción del artículo 35, que la consultas se realizarán “el mismo día de la jornada electoral federal”, y que las organizará el Instituto Nacional Electoral.