Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Polemon | 14 noviembre, 2017

Scroll to top

Top

2 Comentarios

Peña Nieto llegó a la Presidencia, apoyado por la corrupta Odebrecht

Peña Nieto llegó a la Presidencia, apoyado por la corrupta Odebrecht

Por: Redacción (@RevistaPolemon)

Braskem, una de las filiales de la empresa brasileña Odebrecht, financió en 2012 con varios millones de dólares la campaña de Enrique Peña Nieto, entonces candidato del PRI a la Presidencia de la República.

Esta información fue dada a conocer por Carlos Fadigas, el ex director de dicha empresa que hace unos días testificó ante la justicia brasileña para esclarecer el caso de corrupción internacional conocido como “Lava Jato”, que ha tocado a un sinfín de países en América Latina.

De acuerdo con una investigación realizada por el periodista Raúl Olmos para la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad, Fadigas confesó a un grupo de inversionistas en una reunión privada en febrero de 2013, que la empresa  acompañó “de tiempo completo” la campaña presidencial de Peña Nieto.



“Acompañamos de tiempo completo toda la campaña del PRI, del partido PRI, y del actual presidente Enrique Peña Nieto. No sólo de él, sino también de su equipo” declaró Fadigas según la transcripción de la conversación, de la cual MCCI tiene copias.

Enrique Peña Nieto durante su campaña presidencial en 2012. Foto: Especial

Este “acompañamiento” fue realizado a través de tres transferencias de 1.5 millones de dólares a la empresa  Latin America Asia Capital, relacionada con el ex titular de Pemex, Emilio Lozoya Austin, quien en ese entonces fungía como Vinculador Internacional en la campaña de Peña Nieto.

“Ya hemos tenido conversaciones con el Gobierno de México, no sólo con el Presidente Enrique Peña Nieto, también con Emilio Lozoya, actual presidente de Pemex, y me parece que la dirección en la que quieren ir es muy coherente con la campaña”, fue una de las frases que se les escuchó decir a Fadigas en la charla con los inversionistas.

La investigación reveló también que Peña Nieto se reunió en tres ocasiones con Marcelo Odebrecht: la primera vez en 2010 cuándo aún era gobernador del Estado de México y viajó a Brasil para encontrarse con el empresario, una vez más en octubre de 2011, el brasileño se reunió con EPN en Toluca y la última vez que se vieron fue en noviembre de 2012, unos días antes de la toma de protesta del priista, apenas un día después de la reunión de Odebrecht con el ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte y el ex presidente Felipe Calderón.

Marcelo Odebrecht y Enrique Peña Nieto. Foto: Especial

En la conversación con los inversionistas, Fadigas dejó entrever que los sobornos habían alcanzado también al ex mandatario panista Felipe Calderón.

“Tenemos el pleno apoyo, no sólo del actual Presidente Calderón, sino que también hemos tenido contacto con el presidente electo, Peña Nieto. Conoce el proyecto. Lo hemos discutido con él, y también nos apoya cien por ciento”.

Hace unos meses, MCCI dio a conocer que la constructora Odebrecht financió ilegalmente con 3 millones 140 mil dólares (40 millones de pesos), la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto en 2012, a través de transferencias bancarias a una empresa en Islas Vírgenes, ligada a Emilio Lozoya Austin, en ese entonces coordinador de Vinculación Internacional en la campaña del candidato priista.

El dinero fue enviado en plena campaña presidencial, mediante siete transferencias a la cuenta de Latin American Asia Capital Holding -vinculada a Lozoya Austin- a través de la cuenta 244006 del Meinl Bank de Antigua, a nombre de la compañía ‘fachada’ Innovation Research Engineering and Development Ltd. (IRED), utilizada por Odebrecht para sobornar a políticos latinoamericanos.

A través de esa misma cuenta, entre octubre de 2010 y febrero de 2011, fueron transferidos casi un millón de dólares a una compañía fantasma de Poza Rica, Veracruz, denominada Blunderbuss Company SA de CV, ligada al ex gobernador priista Javier Duarte.

Enrique Peña Nieto y Emilio Lozoya. Foto: Especial

Tras obtener la Presidencia de México, Enrique Peña Nieto designó a Emilio Lozoya Austin como director de Pemex y desde ese cargo, negoció otros 6 millones de dólares en sobornos, a cambio de obras de la empresa Odebrecht en Tula y el proyecto Etileno XXI, un complejo petroquímico en Coazacoalcos, Veracruz.

Los datos revelados tienen más relevancia ahora, tras la destitución del titular de la Fepade, Santiago Nieto, poco después de hacer pública la presión por parte del ex director de Pemex, Emilio Lozoya, para que se desistiera de investigar los sobornos recibidos por parte de la empresa Odebrecht en 2012.

Aquí puedes leer el reportaje completo: Filial de Odebrecht acompañó ‘de tiempo completo’ campaña de Peña Nieto

Comentarios

  1. Felipe Báez

    Toda esta corrupción ha costado al País ciento de vidas humanas y la creciente brecha entre los empresarios poderos que acompañan a EPN, quién debe responder por estos actos criminales.

  2. Espero que no le vayan a permitir nombrar ese mentado fiscal para que les limpie sus porquerias porque entonces si estare muy enojada tanto asi que me largo de este pais. se merecen irse a la carcel toda esa bola de corruptos que han dañado a miles de familias. no se vale es inaudito que estas mendigas autoridades no haan nada para meterlo preso, esta justicia comprada tambien donde esta nustra seguridad quien ve por la gente de este pais si los que estan solo estan para joder y hundir mas a nuestro Mexico lindo.

Enviar un comentario